.

.

.

.
.

TERRAZA



¡dónde estamos parados!





Implementando una lógica que aún no alcanzo a comprender, don Donato y su cuadrilla de albañiles han decidido comenzar la construcción de este monoblock ¡por la terraza!


Sí, así como les digo. Gilles Donato, un simpático paraguayo que acostumbra presentarse con un arrugado título de “Maestro Mayor de Obra” bajo el sobaco, asegura que la mejor manera de darle solidez al edificio es comenzando por la terraza.


Hoy a las cinco de la mañana me despertó con un llamado telefónico para convocarme
a la inauguración de la obra. Emocionado por el acontecimiento, y sin que le temblara la voz, me dijo: “don Colón, a ver si se llega usté prontito hasta la obra pa' colocar la Piedra Jundamental”. La solemnidad que le imprimió a ese final: “Piedra Jundamental” me terminó por convencer. “Al fin y al cabo –pensé- un tipo que es capaz de hablar a las cinco de la mañana con ese tono, merece ser tomado en serio”.


Media hora más tarde ya me encontraba en el terreno pelado de la futura obra con un escenario complicado de entender. Don Donato, luego de pronunciar unas breves palabras, no exentas de emoción, me hizo entrega de una tijera instándome a que cortara la cinta de raso que tan prolijamente se había encargado de tender. “Déle hombre, péguele un tijeretazo nomás”.


Luego de unos escasos aplausos, y con la idea fija de volver a la cama calentita, le devolví la tijera. El tipo, adivinando mi intención, me tomó firme por el brazo y sin mediar palabra me llevó hasta la zona especificada para comenzar la obra. Me di cuenta de su consumado materialismo cuando me dijo: “Nada de simbolismos don Colón”. Y, acto seguido, me alcanzó un pesado ladrillo.


“Carajo, que está pesado esto”. Me miró con severidad y me respondió: “Así debe ser. La Piedra Jundamental es parte de los cimientos del edificio. Y si la obra no tiene buenos cimientos se puede derrumbar en cualquier momento”. Ya un poco cansado de esta historia absurda, lo miré al tipo con mi mejor cara de incredulidad. Por toda respuesta recibí un: “Déle hombre ¡no sea cagón! y apoye de una buena vez ese ladrillo en el aire”.


Treinta metros debajo de nosotros los albañiles, con los pies en la tierra, sonreían mirando la escena. La mezcla burbujeaba en los baldes. Las cucharas empuñadas con absoluta convicción.


“Manos a la obra” gritó don Donato, mientras alineaba el segundo ladrillo junto a la piedra jundamental.
La foto pertenece a la serie "Obra" de Daniel Berens (un amigazo)


---------------------------------------------------------------
......................................................................

.......................................................................

sábado

Editorial Macedonia x 2

.
.
.
La afamada Editorial Macedonia se complace en presentar 2 libros 2:

Manual Arandela, de Sebastián Bianchi y Tierra Metida, de David Wapner.

Ambos baluartes medulares firmarán ejemplares luego de retirada la bandera de ceremonia.


La cita es el jueves 2 de julio a las 20.00 hrs en Archibrazo, Mario Bravo 437.








4 comentarios:

María dijo...

Felicitaciones a los autores.
Che, ex- estephario largue un ladrillo y cuente alguito de los libros!

Me gusta el título y la imagen de la tapa del libro de Wapner.

néstor dijo...

Las felicitaciones les serán dadas personalmente, espero poder ir a la presentación.

Ex-tepario no puede (esto es un rapto maradoniano) contar nadita de los libros porque no los conoce. Esperemos que el buen samaritano del editor tire un hueso por acá para poder decir algo al respecto.

De David y el Sebita... sólo podría decir que son 2 de los grosos. Y que tuve la suerte de tenerlos como compañeros de ruta.

En fin: prometen estos pibes.

María dijo...

ok Néstor... será.

de Wapner tengo un libro que por alguna razón siempre recuerdo, un policial de humor, de un detective que se llamaba Martinuchi, ahora, pensándolo un poco, será quizás porque me hizo reir mucho... Un abrazo.

néstor dijo...

Bueno, si lograste percibir el humor Wapner seguramente te habrás reído.

Alguna forma implementaremos para que puedas leer estos libros nuevos.

Un beso.